Tratamientos de soportes para pacientes con Cáncer...

Tratamientos de soportes para pacientes con Cáncer de Mama

apyo enfermo manos

El Servicio de Rehabilitación.
El Servicio de Rehabilitación del Hospital La Milagrosa, como integrante de la Unidad de Mama, ofrece a sus pacientes la siguiente cartera de servicios:
– Tratamiento integral de la cicatriz, flexibilizando la misma, evitando su adherencia a planos profundos y tratando el posible seroma que puede aparecer en la misma.
– Tratamiento y prevención del linfedema, tanto con la aplicación del Drenaje Linfático Manual como con estiramientos para evitar contracturas, que perpetúan el dolor y favorecen la pérdida de movilidad del miembro superior afectado.
– Tratamiento del síndrome de dolor miofascial que, debido a la existencia de puntos gatillo, produce una contractura muscular que facilita la limitación de la movilidad articular, pudiendo aparecer un hombro congelado.
– Prevención de bursitis, tendinitis y capsulitis retráctil, sobre todo a nivel de hombro, debidas a la disminución de movilidad activa tras cirugía y radioterapia a nivel de la mama.
– Asesoramiento para evitar complicaciones en la reincorporación de la paciente a su actividad habitual, tanto laboral como deportiva.

La Unidad del Dolor 
El grado del dolor varía según el tipo de persona. Existen muchos tipos de dolor y diferentes umbrales de resistencia, y por eso el plan de tratamiento se diseña de forma personalizada de acuerdo a las necesidades y características de cada persona.
En la Unidad del Dolor del Hospital La Milagrosa se ofrecen todos los tratamientos disponibles con los equipos más modernos y con la seguridad como compromiso fundamental con nuestros pacientes. De acuerdo con el planteamiento que rige la Unidad de tratamiento integral y personalizado, los tratamientos -ya sean farmacológicos o invasivos- se complementan con otras terapias para conseguir el mejor resultado, no sólo disminuir el nivel del dolor, sino lograr una mejora funcional y de la calidad de vida de los pacientes. El compromiso de la Unidad con cada uno de los pacientes es exponer de forma clara las distintas opciones terapéuticas, sus ventajas e inconvenientes, y personalizar el tratamiento.

La Unidad es pionera en el uso de técnicas novedosas ecoguiadas en dolor crónico y está especializada en la utilización de la Elastografía y la imagen en 3D/4D aplicada al tratamiento del dolor.

Un elemento exclusivo de la Unidad es la disponibilidad de múltiples tratamientos invasivos. Estos tratamientos están dirigidos de forma específica a tratar el dolor producido por causas muy concretas. Son procedimientos muy seguros, donde se explica e informa a cada paciente individualmente. La mayor parte de ellos son ambulatorios y se realizan, en la gran mayoría de los casos, con control radiológico o ecográfico.

La Unidad del Dolor colabora estrechamente con la Unidad de Cáncer de Mama para la mejora de la calidad de vida de las pacientes, de acuerdo con sus criterios de valoración y atención personalizadas de cada caso. Dispone de todo tipo de tratamientos para cualquier eventualidad que pudiera presentarse, lo que permite poder tratar de la manera más adecuada cualquier tipo de dolor en pacientes aquejadas de cáncer de mama, así como de sus complicaciones, tanto las derivadas del propio cáncer como de sus metástasis y distintas diseminaciones que pudieran presentarse.

En la gama disponible de procedimientos y tipos de tratamiento nos encontramos desde los más sencillos a los más complejos, éstos de tipo invasivo, así como también ecoguiados. Entre ellos cabe destacar las infiltraciones (de distintos tipos), los bloqueos (musculares, epidurales, radiculares, facetarios), con radiofrecuencia, intradiscales, rizotomías, simpatectomías, epidurolisis, epiduroscopias, ozonoterapias, neuroestimulaciones (central y periférica), bombas de infusión intratecal y epidural, aplicaciones de plasma enriquecido así como ácido hialurónico, valoraciones elastográficas, intervencionismo ecoguiado por elastrografía, imagen en 3D y 4D, infusiones intravenosas, aplicaciones de células madre mesenquimales, bloqueos de una gran gama de nervios y ganglios, así como no neurolíticos.
También neurolisis y radiofrecuencia pulsada guiada con ecografía en nervios periféricos, TAP, bloqueos ecoguiados, técnicas neuroaxiales asistidas con US, abordajes vasculares central y periférico, distintos tipos de punciones, con una gran variedad ecoguiadas, electrolisis percutánea intracelular asimismo guiada por ecografía, etc. Se enfatiza el hecho de que la Unidad es pionera en un gran número de técnicas novedosas ecoguiadas.

 Atención Psico-oncológica.
El cáncer es una enfermedad que afecta a todas las esferas de la vida de una persona. Conlleva un gran impacto no sólo físico, sino psicológico y social para el paciente, sus familiares y las personas que le rodean.
Ansiedad, miedo a los tratamientos y a los efectos secundarios, tristeza y estado de ánimo decaído, alteraciones en la imagen corporal y daños en la autoestima son algunas de las consecuencias para el paciente que recibe un diagnóstico de cáncer de mama. Esta problemática interfiere negativamente tanto en la calidad de vida del paciente como en la capacidad de recuperación y adaptación a la enfermedad. Por otra parte, estas dificultades pueden presentarse no sólo en el momento del diagnóstico sino a lo largo del proceso de enfermedad o incluso después de finalizar los tratamientos, una vez que el paciente se reincorpora a la vida cotidiana.

La bibliografía señala que entre el 20 y el 35% de los enfermos de cáncer presentan problemas psicológicos tras el diagnóstico, que podrían beneficiarse del servicio de Atención y Apoyo Psico – Oncológico especializado que la Fundación Grupo IMO pone a disposición de los pacientes con cáncer de mama que se tratan en el Hospital La Milagrosa.

El equipo de especialistas en psico-oncología se dirige a:
• Identificar y tratar los trastornos psicológicos y alteraciones cognitivas, conductuales y/o emocionales que pueden surgir a lo largo de todo el proceso, tratamiento y recuperación de la enfermedad oncológica.
• Apoyar y ayudar a los enfermos de cáncer y familiares en la resolución de problemas y en el afrontamiento de situaciones difíciles, favoreciendo que la persona pueda alcanzar el nivel óptimo de autonomía y calidad de vida que las circunstancias le permitan.

Consulta de Enfermería Oncológica para el Cáncer de Mama.

La consulta de enfermería supone una mejora en la atención del paciente, haciéndola más personalizada, y sirviéndole de apoyo durante todo su tratamiento de quimioterapia. Junto con la consulta médica, participa en la correcta información al paciente sobre su tratamiento, y contribuye a la vigilancia y control de sus posibles efectos secundarios.

Se ponen a disposición del paciente los siguientes cuidados:
– Información al paciente anterior a su primer día de tratamiento: se informa al paciente de cómo se va a desarrollar su tratamiento de quimioterapia u hormonoterapia, nº aproximado de ciclos, periodicidad, consultas médicas, analíticas, así como cuáles son los efectos secundarios más frecuentes en su caso, y qué cuidados debe llevar a cabo para prevenirlos.
– Control de efectos secundarios en los días posteriores al ciclo de quimioterapia y con derivación a consulta médica si precisa. Incluye un plan de cuidados para aminorar los efectos.
– Vigilancia de posibles signos de linfedema y derivación de la paciente a fisioterapia de drenaje linfático si precisa.
– Cuidado de accesos venosos periféricos y centrales.
– Atención Telefónica: atendiendo las dudas y preguntas de los pacientes, dándoles la correcta información que necesitan e indicándoles de qué modo actuar. Asimismo, derivación a su oncólogo en caso de que requiera su intervención, dando al paciente una respuesta mucho más rápida y efectiva.
– Información al paciente sobre la correcta administración de medicación oral en su domicilio: horarios, necesidad de ayuno o no…
– Controles de peso y talla, realización de curas de heridas quirúrgicas y/o lesiones cutáneas, administración de inyectables (administración de herceptin subcutáneo, heparinas, bloqueo hormonal, filgastrim), retirada de puntos o grapas.
– Recomendaciones para el autocuidado de la piel después de la cirugía de mama y durante los tratamientos oncológicos, así como recomendaciones y cuidados estéticos (maquillaje corrector, uso de pelucas o pañuelos, información sobre centros especializados, etc.).
– Valoración y soporte nutricional si precisa.

 

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información Aquí. CERRAR