PET-TAC

PET TC
PET TC

El PET-TAC nos permite obtener imágenes diagnósticas de gran precisión mediante la combinación de imágenes funcionales obtenidas por el PET y la localización anatómica de la lesión, a partir del TAC.

Para realizar la prueba es necesaria la administración intravenosa de una sustancia radiactiva.

Actualmente el PET-TAC se utiliza en Oncología, para el estudio de los tumores; en Neurología para el diagnóstico de procesos neurodegenerativos, como demencias o Parkinson, o completar estudios de epilepsia; en Cardiología; y para la detección de focos infecciosos.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información Aquí. CERRAR