La tos y la fiebre, causas más frecuentes por las ...

La tos y la fiebre, causas más frecuentes por las que los padres acuden a urgencias con sus hijos.

bebe-tosiendo

Llegó el invierno y con él los primeros catarros, bronquitis, laringitis…y por supuesto, muchas veces acompañados de fiebre.

De hecho, la fiebre y la tos son las causas más frecuentes por las que los padres visitan las urgencias pediátricas en estos meses. Aunque son procesos que, por lo general, no revisten gravedad, ante la duda conviene acudir al médico especialmente para que nos oriente sobre las pautas que debemos seguir y que podemos dar al bebé para aliviarle.

Por otro lado, son dos procesos que pueden generar una cierta ansiedad en los padres. Te detallamos algunos puntos que pueden ayudaros:

Sobre la tos
– La tos es un mecanismo de defensa. Ayuda a mantener las vías respiratorias limpias extrayendo las secreciones. Si se eliminara la tos, habría más mucosidad y por tanto mayor dificultad respiratoria.
– Normalmente es producida por infecciones de las vías respiratorias altas, es decir, los catarros. Está causada por virus y no requiere de medicación, sino que el propio catarro cede al cabo de unos días.

– Es un proceso vírico en el que los antibióticos están contraindicados.

– La tos aguda, no debe tratarse con calmantes para la tos ni mucolíticos, salvo prescripción médica. No está demostrado clínicamente que estos medicamentos sean eficaces en el tratamiento de la tos.

Lavarse las manos con frecuencia. Es una de las principales medidas preventivas para evitar el contagio.
Cómo ayudar al niño cuando está con mucha tos:
o Realizar lavados nasales, aerosoles con suero fisiológico, acostarlos con el colchón ligeramente inclinado de modo que la cabeza y el tórax estén más elevados que el resto del cuerpo
o Hidratación: ofrecerle constantemente líquidos para que esté bien hidratado.
o Humidificar el ambiente. Si no se tiene un humidificador, es suficiente con poner un cuenco con agua sobre el radiador de las habitaciones.

Cuándo acudir al pediatra/ urgencias:
o Si aparece dificultad respiratoria (pitos al respirar, tiraje intercostal…)
o Si se acompaña con fiebre más de tres días
o Si la tos o los mocos duran más de 15 días
o Si el niño presenta dolor de oídos o supura

Sobre la fiebre
– Es importante saber que la temperatura inferior a 38º es febrícula y por tanto no requiere medicación. Es a partir de 38 grados cuando se debe comenzar con antitérmicos.

– La fiebre, al igual que la tos, es también un mecanismo de defensa del organismo. Es una reacción del cuerpo ante una infección vírica o bacteriana.

– El objetivo de la aplicación de los antitérmicos es que la fiebre baje. No se debe esperar que si el niño tiene 39 de fiebre, el antitérmico la elimine por completo, pero si baja, medio grado o un grado, es buena señal.

– Respecto a las convulsiones febriles, no todos los niños llegan a convulsionar. Los niños que lo hacen suelen tener una predisposición genética o familiar. En el caso de convulsionar hay que evitar que le niño se haga daño con alguna superficie y acudir al médico para que lo valoren.

Cómo podemos aliviar al niño:
o Refrescar. Aligerarle la ropa, quitarle los calcetines (por los pies es por donde se desprende más calor)
o Hidratar. Es importante ofrecerle líquidos para evitar la deshidratación
o Ofrecerle baños templados. Nunca con agua fría porque además de producir mucho malestar al niño puede generar un choque térmico.
o Dejarle dormir lo que necesite
o No obligar a comer si se encuentra inapetente.

Cuándo acudir al pediatra o a urgencias:
o Cuando el niño es menor de 3 años
o Cuando la fiebre dura más de 72 horas
o Si tiene 40º de fiebre y no se consigue bajar la temperatura con facilidad
o Si el niño está muy adormilado a pesar de los antitérmicos
o Si presenta erupción en la piel
o Si ve cualquier síntoma fuera de lo normal

Dra. Paloma Nacher

Neonatóloga

Hospital La Milagrosa

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información Aquí. CERRAR