El ronquido: la señal de alerta ante la interrupci...

El ronquido: la señal de alerta ante la interrupción de la respiración durante el sueño

apnea obstructiva del sueño

El Suplemento de salud del Diario La Razón, publica un artículo sobre los tipos de  apena del sueño, donde el ronquido es uno de los síntomas que con más claridad avisa de que este trastorno puede estar dándose en el paciente. Según explica la Dra. Milagros Hijosa de la Unidad del Sueño del Hospital La Milagrosa, este tipo de trastorno afecta a entre un 4 y un 6 % de la población y debe ser detectada y tratada adecuadamente para devolver al paciente la calidad de vida que se merece y evitar que tenga graves consecuencias sobre su salud.

Según indica la doctora al diario, existe probada evidencia científica de que esta enfermedad no tratada y, sobre todo, en los casos graves, puede causar deterioro en la calidad de vida, hipertensión arterial, enfermedades cardiovasculares como el infarto de miocardio y arritmias, enfermedades cerebrovasculares (ictus) y accidentes de tráfico. Es fundamental realizar un diagnóstico y tratamiento de esta enfermedad para evitar esas graves consecuencias para la salud.

Existen una serie de factores que incrementan el riesgo de padecer este trastorno, como son :

• La obesidad
• Sexo masculino
• Cuello ancho y corto
• Consumo de alcohol, tabaco y fármacos sedantes
• Amígdalas y adenoides grandes que pueden bloquear la vía respiratoria, sobre todo, en los casos infantiles

Cómo reconocer éste trastorno

Según la Dra. Hijosa, “normalmente el propio afectado no es consciente de estas interrupciones momentáneas de la respiración y suelen ser los compañeros de cama quienes se alertan, al detectar esas paradas respiratorias durante el sueño”.

Los síntomas más frecuentes son:

– Pausas respiratorias durante el sueño y ronquidos
– Somnolencia diurna excesiva o tendencia a dormirse involuntariamente en situaciones inapropiadas
– Sueño poco reparador
– Boca seca al despertar
– Pérdida de memoria e irritabilidad
– Disminución del deseo sexual e incluso impotencia

Para leer el artículo completo, pinche aquí

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información Aquí. CERRAR